Sitio web de la Parroquia San Miguel Arcángel – Rosario – Argentina

Mural de San Miguel

 

En marzo de 2011 se inició una campaña para realizar, con la ayuda de toda la comunidad parroquial, un mural de nuestro Patrono San Miguel Arcángel y entronizarlo en el frente del Templo para el Centenario.

Dada la importancia y el costo del proyecto, se inició una campaña para recolectar fondos para el mural y se pidió a la comunidad que fuera aportando trozos de cerámicos, azulejos, porcelanatos, lozas y vidrios de colores que tuviera en su casa o que fuera a descartar.

TAREAS PREVIAS A LA OBRA

En primer lugar se realizó la limpieza e hidrolavado del frente del templo y luego se repararon huecos de ladrillos y se impermeabilizó la superficie.

MAYOLICA MURAL DE SAN MIGUEL ARCANGEL

Don Jaime Rippa y su equipo de Bellas Artes de la UNR, trabajaron para realizar un mural de San Miguel Arcángel que se colocó en la hornacina de la fachada del Templo Parroquial.

La mayólica se realizó con pedazos de loza, cerámicos, azulejos y vidrios de colores. El material aportado por la comunidad (loza vieja, cerámicos en desuso, azulejos, vidrios de colores) se rompen en trozos pequeños y luego se los organizó para formar la figura de San Miguel Arcángel.


UNA MIRADA DISTINTA

(acerca del mural de San Miguel Arcángel)

TESTIMONIO DEL PASADO. REALIZACION DEL PRESENTE. MENSAJE PARA EL FUTURO.

Elevemos nuestros ojos…

La representación de San Miguel ha aparecido en el frente del templo de la Parroquia erigida bajo esta advocación. Llenó un espacio vacío desde hace ya un siglo. No es una pintura. No es una escultura. Es un mural.

El autor se inspiró en una imagen ya existente y conocida. Una motivación inconciente lo movilizó para llevar a cabo la obra. Usó la técnica de los muralistas modernos. El material empleado, aportado por la comunidad, consistió en trozos de botellas de vidrio, de baldosas y mosaicos rotos y de otros objetos.

Largas horas de esfuerzo y trabajo. Valorables aportes económicos de muchos parroquianos. Obra material que quedará allí, como síntesis de la celebración del Centenario de la Parroquia.

¿Sólo esto?

Elevemos nuestra mirada…

San Miguel es una Parroquia que tiene un ángel como Patrono. Las advocaciones más frecuentes para los templos aluden a Cristo, a los Santos o a apariciones de la Virgen.

La imagen de este mural evoca los comienzos de la historia parroquial, una parte de la Iglesia Católica rosarina. Miles de hombres y mujeres con su vida de Fe, en este ámbito, durante cien años, mantuvieron el mensaje eterno: “¿QUIEN COMO DIOS?”, expresión atribuida a San Miguel en el triunfo frente al mal desde antes de la historia bíblica.

“VENCE AL MAL CON EL BIEN”, parece decir a quien pase frente al templo.

Y algo más….

Los pedazos unidos por la argamasa, rescatados de tantos elementos descartables, se transformaron en algo bello, en una imagen única y total.

Como los pedazos del mural, el mensaje evangélico “QUE TODOS SEAN UNO…” nos invita a superar los efectos de los cambios tecnológicos, el relativismo imperante, la “socidad líquida”… la postmodernidad…

Vivimos la fragmentación en las instituciones, en la familia, en la escuela, en la Iglesia… en las relaciones humanas, en nuestro idioma, en cada uno de nosotros.

San Miguel nos convoca a mirar hacia afuera de nuestra comunidad parroquial para realizar esa misión en pos de la unidad, que recordó nuestro Obispo en su homilía del día 1° de marzo.

Para las próximas generaciones está el mural. Como toda expresión artística algo más que una imagen… para los que quieran ver… un mensaje espiritual, testimonio de la permanencia de una comunidad.

Nora Alicia Nicolau

7 de marzo de 2012

 

 

 

Compartir:
Translate / Traducir
Seguinos
Seguinos en Facebook Seguinos en TwitterSeguinos en Twitter
Centenario Parroquial
« 1 de 4 »